Hablamos con María del Mar Griera y Mónica Cornejo

  • Con el objetivo de desarrollar una investigación comparada entre Barcelona y Madrid, os habéis unido en colaboración dos grupos de jóvenes investigadores, uno de la Universidad Autónoma de Barcelona y otro de la Universidad Complutense de Madrid. Contadnos un poco cómo surge esta investigación. ¿Cuál es el perfil de los dos grupos y qué bagaje aporta cada uno?

    La idea inicial surgió de un proyecto exploratorio previo que el grupo de investigación ISOR (Investigaciones en Sociología de la Religión) de la UAB, dirigido por Mar Griera, había realizado en Barcelona, financiado por la Generalitat de Catalunya y con el objetivo de comprender el surgimiento y la mayor visibilidad de las minorías religiosas en el espacio público. La investigación puso de relieve la presencia creciente de expresiones y manifestaciones religiosas colectivas en las calles, plazas y parques de la ciudad. Un crecimiento que reflejaba la revitalización del pluralismo religioso a nivel global, y el proceso de diversificación religiosa urbana. Con la voluntad de profundizar más en este, se consideró interesante ampliar la investigación más allá de Barcelona, y buscar la colaboración con investigadores que estuvieran trabajando en otros contextos. De esta forma, surgió la posibilidad de colaborar con el grupo ARESIMA, dirigido por la antropóloga Mónica Cornejo, y con una gran experiencia en el contexto de Madrid. Los dos grupos se complementan muy bien ya que el grupo ISOR tiene un amplio bagaje de más de 40 años en investigación sobre sociología de la religión, y el grupo ARESIMA (Antropología de la Religión y la Espiritualidad del Instituto Madrileño de Antropología) tiene mucha experiencia en el campo de la antropología de la religión. Mar Griera dirige el proyecto, Mónica Cornejo es la coordinadora en Madrid y la dinámica de trabajo es muy colaborativa, con la participación de numerosos investigadores expertos en confesiones religiosas distintas (islam, budismo, catolicismo, sijs, protestantismo), y campos disciplinares también distintos (género, urbanismo, políticas públicas…). Esta diversidad nos permite articular mejor la investigación y complementarnos entre las personas del equipo. Además, el proyecto cuenta con cuatro asesores expertos en el ámbito de la religión que nos asesoran en el desarrollo del proyecto: Adoración Castro Jover (UPV-EHU), José Casanova (Georgetown University), Francisco Díez de Velasco (Universidad de La Laguna) y Alfonso Pérez-Agote (Universidad Complutense de Madrid).

  • ¿Cuáles son los principales objetivos que os planteáis en esta investigación?

    El proyecto de investigación toma como objeto de estudio estas expresiones religiosas en la vía pública como espacios privilegiados a través de los cuales identificar, comprender y explicar las transformaciones de la religión en la contemporaneidad, y los retos derivados de la diversificación y visibilidad de la pluralidad religiosa. Con esta voluntad, el proyecto se estructura alrededor de tres objetivos específicos.

    El primer objetivo es analizar las estrategias de visibilización y los repertorios de movilización de las comunidades religiosas en el espacio público y sus transformaciones en los últimos años. El segundo es explorar los procesos de tensión, negociación y encaje que se producen entre la administración local, los actores religiosos y la sociedad civil en la organización y la celebración de actos religiosos en el espacio público. Y, finalmente, el tercero es examinar los retos, las oportunidades y los desafíos en torno a la visibilidad/invisibilidad de las expresiones religiosas en el espacio urbano y los procesos subsiguientes de problematización y/o reconocimiento social de estas.

  • ¿Podéis avanzar algunas conclusiones parciales?

    Aún no tenemos resultados finales del proyecto ya que estamos a mitad de trayecto. Ahora bien, sí que podemos constatar que en los últimos años se ha producido un crecimiento de las expresiones religiosas colectivas en el espacio urbano. Observamos, por ejemplo, un incremento de las procesiones Sijs o católicas, meditaciones budistas en plazas, bautismos evangélicos en la playa o celebraciones del final del ramadán en parques, entre muchas otras actividades. Este incremento es, en buena parte, reflejo de la transformación religiosa que vive el contexto español. Una transformación que se hace evidente en tres procesos distintos. Por un lado, un proceso de diversificación religiosa que ha conllevado el crecimiento de las minorías religiosas como el islam, el protestantismo o el sijismo. Comunidades que, en su mayoría, son fruto del incremento de las migraciones globales y que, a medida que consolidan su presencia, quieren, también, hacerse visibles en el espacio público. Las celebraciones y/o manifestaciones religiosas en la vía pública pueden ser momentos de articulación pública de la comunidad en la diáspora, y de creación de espacios de encuentro y cohesión. Por otro lado, un segundo proceso se caracteriza por un aumento relevante de nuevas formas de religiosidad que, a medio camino entre lo mágico, lo espiritual y lo terapéutico, han ganado presencia en la sociedad contemporánea. Estas nuevas espiritualidades también se hacen presentes en el espacio público a través de la organización de meditaciones o marchas de silencio, actividades de yoga en las plazas u otras actividades similares. Finalmente, observamos que la Iglesia católica se ha reposicionado en este nuevo escenario de secularización y diversidad adoptando nuevos modelos de intervención en la esfera pública, a la vez que, paralelamente, han emergido grupos, organizaciones y campañas que reivindican una mayor laicización del espacio público. En este sentido, es posible identificar como la Iglesia Católica continúa teniendo una importancia relevante en el espacio público con un repertorio de movilización muy heterogéneo: desde manifestaciones por cuestiones morales, hasta las procesiones de Semana Santa tradicionales, o nuevas ritualidades públicas (como la procesión del Señor de los Milagros de origen peruano) fruto de las nuevas comunidades latinas que ganan importancia en el seno del catolicismo español.

  • Se trata de una investigación comparada. ¿Cuáles son las principales diferencias y similitudes identificadas hasta el momento?

    La investigación es comparada en dos sentidos. Por un lado, compara entre las ciudades de Madrid y Barcelona. Por el otro lado, compara entre distintas confesiones religiosas (catolicismo, protestantismo, islam, sijismo y budismo). El análisis de la comparación aún está en proceso, pero ya se detectan elementos interesantes que analizaremos a fondo durante el próximo año. En este sentido, por ejemplo, la investigación permite entrever la importancia de comprender las dinámicas históricas de las dos ciudades para entender las diferencias en las formas de gestionar la diversidad, o el papel crucial de las redes sociales en la convocatoria y difusión de estos eventos religiosos o la importancia simbólica de determinados lugares de la ciudad en términos religiosos.

  • ¿Cómo tenéis prevista la difusión de los resultados de la investigación?

    El proyecto cuenta con una web que invitamos a visitar (http://urbanreligions.uab.cat/es/) y donde se hace difusión general del proyecto. La web cuenta con noticias y un blog asociado donde se cuelgan artículos, vídeos y noticias breves relacionadas con el desarrollo del proyecto.

    Asimismo, si alguien está interesado en recibir información sobre el proyecto, el web tiene un apartado de contacto y se nos puede escribir. También tenemos previsto desarrollar, en breve, un Instagram del proyecto donde haremos difusión visual de los resultados.

    A nivel más académico, tenemos previsto publicar un libro con los resultados principales del proyecto y distintos artículos académicos en español, inglés y francés.

    En la última etapa del proyecto también realizaremos una conferencia final para exponer los resultados y poder discutir con actores políticos, técnicos y religiosos las conclusiones finales.